.

.
.

Translate

lunes, 25 de abril de 2016

Néstor Grindetti, en alertas de Interpol

El exministro de Hacienda porteño y hoy intendente del partido bonaerense de Lanús, Néstor Grindetti, tuvo un alerta de Interpol, según consta en la web del organismo internacional de policía. Sin embargo, la medida quedó extinta y se ignora por qué aún está activa la alerta.

En el pedido de detención es, según detalla: "Crimes against the tax order and consumer relations (Delitos contra el orden tributario y las relaciones de consumo)". La circular roja se desprende de presuntos delitos tributarios cometidos en Brasil. La justicia brasileña declaró el pasado 30 de marzo "extinguida la pretensión punitiva del Estado" en la causa de 2012 y determinó "la revocatoria de la prisión preventiva" sobre el ahora intendente de Lanúns.



not_836531_24_232512
 
Tras extinguirse la acción judicial en Brasil, un fallo del juez Daniel Rafecas dispuso el pasado 21 de abril "el levantamiento de la circular de índice rojo que pesaba" sobre Grindetti. "Por tal motivo, en el día de la fecha, éste Tribunal resolvió archivar las presentes actuaciones, sin más trámite disponiendo la comunicación a los organismos correspondientes. Por último, se deja constancia que en el marco de las presentes actuaciones no se ha dispuesto medida alguna restrictiva de la libertad ambulatoria ni rige impedimento alguna para salir del país respecto del nombrado", aclara el documento.

• Complicado en los Panamá Papers

Grindetti es otro de los involucrados en el escándalo de los Panamá Pares. En la filtración de Mossack Fonseca -estudio que se hizo conocido por haber intermediado en la creación de sociedades en el caso Lázaro Báez- también determinó que Grindetti manejó una sociedad registrada en Panamá (tuvo un "poder especial" sobre Mercier International) y una cuenta bancaria en Suiza.

Su actividad se registra entre julio de 2010 y julio de 2013, en paralelo a su función en el Ejecutivo porteño. El 15 de julio de 2010 la sociedad le otorgó otro poder para abrir, manejar y firmar una cuenta en el banco Clariden Leu AG, con sede en Zúrich. Las únicas acciones de Mercier eran al portador, un instrumento utilizado para ocultar la titularidad de las sociedades.

Según revela el informe, Grindetti no reveló su vinculación con Mercier ni la cuenta bancaria en Suiza en sus declaraciones patrimoniales anuales desde 2010 a 2013, cuando estaba obligado a hacerlo.

Grindetti se refirió hace semanas a su situación y afirmó que se encuentra "personalmente tranquilo" y sostuvo que "en todo caso, es un tema personal con la justicia" que nada tiene que ver con su administración en el distrito.

"Yo ya lo dije cuando nos enteramos. En el caso que se me atribuye, es una empresa 'no nata', no nació, no funcionó nunca y por eso no fue declarada", dijo el jefe comunal.

ANSES estudia vender acciones para pagar juicios a jubilados

Varios funcionarios del PRO habían manifestado en los últimos años su idea contraria a que el Estado mantenga presencia en empresas privadas, tal como sucede con las participaciones de ANSES en varias compañías líderes que cotizan en Bolsa. Y aunque se trate de un tema muy complejo para avanzar desde el punto de vista político, la idea central ya está delineada. Básicamente pasaría por vender estas participaciones y utilizar el producido de esa desinversión para pagar otra deuda, en este caso interna: los cientos de miles de juicios ganados por jubilados en los últimos años, que el organismo previsional cumple sólo a cuentagotas.

untitledEl Presupuesto 2016 prevé que ANSES pagará unos $ 12.500 millones este año, que alcanzarían para alrededor de 50.000 sentencias. El problema es que todavía hay más de 300.000 juicios en danza que terminarán casi en su totalidad con fallos favorables de la Justicia. Se trata en la mayor parte de los casos de causas por haberes mal liquidados a partir de la crisis 2001-2002. Sucede que en los primeros años post-crisis el Gobierno sólo aumentaba las mínimas, pero miles de jubilados no tuvieron incrementos, lo que motivó una verdadera industrial del juicio.

El plan del Gobierno de Mauricio Macri busca subsanar dos cuestiones simultáneas: dejar detener participación en empresas privadas, lo cual no tendría razón de ser en la ideología de la actual administración, y al mismo tiempo cumplir con juicios que tarde o temprano habrá que pagar. Si bien se trata de un tema complicado para plantear desde el punto de vista político, el fin que se persigue volvería más razonable la decisión.

Fuentes del Gobierno consultadas por este diario confirmaron que existe la iniciativa y que cuenta con el visto bueno de las máximas autoridades, pero que será encarada en forma inmediata. El motivo es que en octubre del año pasado, a pocas semanas de las elecciones presidenciales, el congreso aprobó una ley que creó la Agencia Nacional de Participaciones Estatales en Empresas (ANPEE). El objetivo de la misma es coordinar la participación que tiene el Estado en compañías privadas. Pero lo más importante es que al tratarse de una ley esta agencia sólo puede ser disuelta por el voto legislativo.

La ANSES heredó las participaciones en empresas que poseían los fondos de pensión, que fueron disueltos en 2008. A partir de allí se creó el Fondo de Garantía de Sustentabilidad, donde se mantienen las tenencias que las AFJP mantenían en aquel momento, incluyendo plazos fijos, bonos y presencia en 46 empresas cotizantes. El organismo previsional participa con importantes porcentajes (superiores al 20% en muchos casos) en Banco Macro, Consultatio, Siderar, Grupo Financiero Galicia, Telecom y Grupo Clarín, por sólo mencionar algunos casos.

Problemas técnicos impedían acceder a la página de ANSES el fin de semana, pero la información a octubre (al momento de aprobarse el proyecto de ley) indicaba que el Estado a través del FGS posee un total valuado en $ 52.000 millones en este grupo de empresas. Tras la suba que hubo en los últimos meses en el mercado accionario, es probable que ese patrimonio esté valuado en cerca de $ 65.000 millones en la actualidad.