.

.
.

Translate

martes, 9 de mayo de 2017



La justicia rechazó el pedido para detener a El Polaco



El juez de garantías de La Plata, Guillermo Atenciorechazó el pedido para detener al cantante debido a una denuncia que presentó su ex pareja, Valeria Aquino, por violencia de género, amenazas y falsas denuncia en su contra.

Rafecas visitará el Hospital Posadas para continuar la investigación contra Muiña

El juez federal Daniel Rafecas concurrirá al Hospital Posadas para continuar la investigación sobre delitos de lesa humanidad cometidos en ese lugar, que involucran a Reynaldo Bignone y a Luis Muiña, beneficiado con el 2x1 en el reciente fallo de la Corte Suprema de Justicia.

Docentes negocian una nueva fecha de paro

Los seis gremios bonaerenses que integran el Frente de Unidad Docente resolverán hoy si activan un nuevo paro en caso de que el gobierno de Vidal incumpla el fallo de la jueza María Ventura Rodríguez que ordenó al gobierno bonaerense a abstenerse de realizar descuentos por días de paro y, en caso en que ya lo hubiera hecho, lo devuelva "inmediatamente".

Para evitar una escalada en el conflicto, el gobierno de María Eugenia Vidal resolvió ayer establecer un pago remunerativo de entre 1000 y 2500 pesos -según la escala salarial- correspondiente a abril y a cuenta del aumento que se acuerde.

Disponen inconstitucionalidad de la ley 2x1 en San Juan


El Tribunal Oral Federal de San Juan dispuso la inconstitucionalidad de la aplicación de la ley 2x1 para delitos de lesa humanidad. Es el primer fallo de un tribunal oral tras la resolución de la Corte que había permitido reducir la pena de Luis Muiña, condenado por la violación a los derechos humanos.


Fue luego de que el fiscal federal Francisco Maldonado se opuso a la libertad que pidió Alejandro Lazo, un represor condenado a 10 años de prisión ya que consideró que la aplicación del beneficio viola la Constitución porque vulnera el derecho a la verdad. Los jueces le dieron la razón.

“Más de una vez pedí ayuda, pero nunca vinieron; ahora ya es tarde”

La madre del supuesto autor del crimen de Tamara Córdoba, habló  y aseguró que “nunca vinieron a ayudarme, pese a que más de una vez pedí que lo hicieran”, porque Alan Barrios “se drogaba y era violento”
Berta Viviana Galíndez, madre de Alan Barrios, declaró  que “mucho antes pedí que lo metan preso, pero nunca me respondieron”
Casi a dos semanas de la detención de Alan Barrios, principal acusado de dar muerte a Tamara Alejandra Córdoba en un descampado de Villa Nueva durante la madrugada del penúltimo sábado del mes pasado, la madre del joven se preguntó: “Por qué no vinieron cuando les pedí que me ayudaran”, al tiempo que reveló que su hijo vivió múltiples y continuos episodios de violencia.
“No quiero que me metan en nada, sólo quiero que se aclare todo, porque ahora resulta que yo soy la culpable de todo”, expresó Berta Viviana Galíndez (50 años) , atribulada por lo que le toca vivir.

El reclamo
“Me han escrachado -sostuvo la progenitora de Barrios- incluso los padres de Tamara. Yo entiendo el dolor, pero es injusto porque yo misma pedí que me ayudaran, pero nadie lo hizo, nunca vinieron”.
En su reclamo, Galíndez refirió que entre los funcionarios a quienes les pidió ayuda fue “al fiscal (Francisco) Márquez y a otros, pero jamás vinieron”.
“El lunes (dos días después de la desaparición de la joven madre de una criatura de 2 años, a la postre hallada muerta e incinerada) recién me llamaron. ¿Para qué me llamaron?, ¿por qué no lo hicieron antes”, señaló la madre del principal involucrado.
“Quiero que quede claro que yo no lo defiendo”, expresó la mujer, en relación a su queja por lo que le sucedió a su hijo.
“Que ahora se encargue la Justicia -dijo y agregó- A mí no me metan en nada”.

Contexto violento
“Yo misma pedí que lo encerraran. Alan se drogaba, vivió mucha violencia. Por eso pedí que lo metieran preso”, apuntó, toda vez que si así lo hacían el joven de 21 años tal vez no se habría visto involucrado en el violento episodio ocurrido el 22 de abril pasado.
Berta aclaró que Alan y Tamara “no eran novios” y dio cuenta de que sólo eran hermanos de crianza.
A tal punto llegó el nivel de violencia que Galíndez reveló que “el domingo posterior (al asesinato de Tamara) él (Alan) intentó ahorcarme”, a la vez que refirió sobre otros ataques que tuvieron como protagonista a su hijo, ahora detenido en el cárcel Bouwer, en los alrededores de la ciudad de Córdoba.
Nada será como antes desde ahora. Una joven madre víctima de la violencia. Un hijo recluido bajo la sospecha de haberla provocado. Una madre que pidió hablar para dejar en claro que demandó ayuda, “pero nunca vinieron”.

¿Quiénes son los dos únicos latinos que están en el Salón de la Fama de Inventores de EE.UU.?

"Lo importante es tener el ansia de contribuir, de ser inventor y de crear algo nuevo; es una actitud".
Es la convicción de Julio Palmaz, investigador de 72 años nacido en Buenos Aires y uno de los dos miembros latinos del Salón de la Fama de los Inventores en Estados Unidos.
El otro es su compatriota Miguel Ángel Ondetti, fallecido en 2004.
El Salón de la Fama de Inventores de EE.UU. se creó en 1973 para celebrar a las mentes más brillantes.
Desde entonces, ha admitido a más de 500 pioneros que de una forma u otra revolucionaron nuestro mundo.
Entre ellos se encuentran nombres destacados como Thomas Edison o los hermanos Wright, conocidos por hacer el primer vuelo a motor. Esta semana, el salón admitió 15 nuevos miembros.
Sólo los dos hombres argentinos le dan un toque latino a la organización.
BBC Mundo te los presenta.

Miguel Ángel Ondetti, creador del captopril

Nacido en Buenos Aires en 1930, Miguel Ángel Ondetti se doctoró en la Universidad de Buenos Aires en 1957 y desarrolló su carrera de más de 35 años en Estados Unidos, en el seno de la empresa Bristol-Myers Squibb.
Miguel Ángel OndettiDerechos de autor de la imagenNIHF
Image captionMiguel Ángel Ondetti no pudo recibir en vida el honor de ser parte del Salón de la Fama de Inventores.
Ondetti fue bienvenido al Salón de la Fama de los Inventores póstumamente, en 2007.
El honor le correspondió por el desarrollo, junto a David Cushman, del captopril, la primera de una nueva clase de medicinas conocidas como inhibidoras de las enzimas conversoras de angiotensina (ECA).
Los científicos descubrieron que el veneno de una serpiente brasileña inhibía la producción de angiotensina II, que causa el estrechamiento de las arterias y aumenta la presión de la sangre.
Ondetti y Cushman identificaron, purificaron y sintetizaron la sustancia principal.
Tras años de duro trabajo en Bristol-Myers Squibb, dieron el gran paso en 1974 al elaborar el captopril, el primer tratamiento médico que identificó el papel crucial que juega la angiotensina en la hipertensión.
Con el captopril se dio impulso a un campo de la investigación médica entonces desconocido: la inhibición de las ECA.
El medicamento logró reducir significativamente el índice de muerte en pacientes con fallo cardiaco por congestión y demostró ser eficaz para retrasar el fallo renal en los diabéticos.
Tejido celularDerechos de autor de la imagenSCIENCE PHOTO LIBRARY
Image captionMiguel Ángel Ondetti dedicó muchos años de investigación hasta poder sintetizar el captopril.
Ondetti murió el 23 de agosto de 2004.

Julio Palmaz, inventor del stent intravascular

Nacido en La Plata en 1945, Julio Palmaz obtuvo su título médico en la Universidad de La Plata en 1971 y en 1977 dio el salto a Estados Unidos.
"Vine a EE.UU. persiguiendo el interés de hacer investigación. Tenía muy buen trabajo en Argentina, podía hacer enseñanza y práctica pero no investigación y por eso me trasladé", le cuenta a BBC Mundo Palmaz, que actualmente divide su tiempo entre California y Texas, sin olvidar sus viajes al Cono Sur.
Julio PalmazDerechos de autor de la imagenNIHF
Image captionJulio Palmaz combina su pasión investigadora con sus viñedos californianos y una empresa de productos alimenticios en Texas.
Después de un año como residente médico de radiología en la Universidad de California en Davis, en 1978 Palmaz empezó a madurar la idea de crear un stent intravascular (un pequeñísimo tubo de malla de metal que mantiene abierta la arteria).
Palmaz relata que el comienzo fue algo lento, pero en 1985 ya lo tenía todo listo para solicitar una patente.
"En el 86 hice la licenciatura de mi idea a Johnson&Johnson y digamos que años después de trabajar con ellos tuvimos el primer stent para uso en seres humanos aprobado por la Administración de Medicamentos y Alimentos de EE.UU. (FDA, por sus siglas en inglés)", explica.
Corría el año 1990 y primero se aprobó el stent de uso periférico para extremidades inferiores. En 1994 se aprobó para las coronarias.

¿Cómo se le ocurrió la idea?

"Surgió de la necesidad y la motivación", evoca Palmaz.
A finales de los 70 acababa de aparecer el método de la angioplastia por globo o balón y Palmaz enseguida detectó sus inconvenientes.
"Los resultados no eran muy buenos, había limitaciones. El globo se infla y desinfla y la arteria se desorganiza, tiende a volver donde estaba.
Stent intravascularDerechos de autor de la imagenSCIENCE PHOTO LIBRARY
Image captionEl primer stent para uso en humanos fue patentado con el apellido Palmaz como marca registrada.
"Ahí surgió la idea de usar una especie de malla de acero para que la arteria permaneciera en el lugar; en una palabra, para sostener la arteria por dentro con un producto que se pudiera implantar", expone.
Al mirar hacia atrás, Palmaz admite que el periodo de investigación de 1978 a 1985 fue bastante solitario.
El reconocimiento del Salón de la Fama de Inventores le llegó décadas después, en 2006.
"Eso estuvo muy bien", recuerda.
"Pasaron varias cosas que fueron muy halagadoras pero vinieron todas juntas y bastante después de que hiciera mi trabajo, lleva un poco de tiempo ser reconocido".
No sólo pasó a ser parte del grupo de inventores sino que las prestigiosas galerías Smithsonian, de Washington DC, le pidieron que donara los dispositivos para exponerlos como parte de la sección médica.
Así, el primer stent está expuesto en el Museo de Historia Americana del Smithsonian, entre el primer teléfono celular y una de las primeras computadoras.

Consejo para las generaciones futuras

A sus 72 años, Palmaz sigue trabajando por mejorar el stent, además de compartir varios negocios con su familia, como una bodega en el Valle del Napa californiano o una empresa de productos alimenticios en Texas.
Thomas EdisonDerechos de autor de la imagenGETTY IMAGES
Image captionA Thomas Edison, creador de la bombilla, se le considera el inventor más grandioso de Estados Unidos. Hay más de 1.000 patentes a su nombre.
A quien quiera seguir sus pasos le recomienda estar dispuesto a esforzarse y ser constante.
"Lo que yo siempre digo es que para poder hacer una innovación hay que buscar la oportunidad.
"Lo más importante es encontrar un área para innovar ala que nadie le haya prestado atención. Eso sí, tratando de no abarcar un área muy grande y muy compleja para una persona", sostiene.
Otra posibilidad es pasar a formar parte de un equipo grande de investigación, ser el pequeño engranaje en una gran máquina.
"Depende de la personalidad: generalmente los innovadores pequeños son solitarios; los que son más gregarios y tienen más habilidad para trabajar en grupo tal vez pueden optar por ser parte de un equipo grande".
E insiste: "Hay que tener paciencia, esto lleva muchos años. Si te descorazonas al primer traspiés, no llegas a nada".

Homo naledi: el descubrimiento que puede reescribir la historia sobre la evolución del ser humano

Un nuevo lote de restos humanos hallados en las profundidades de una cueva de Sudáfrica podría cambiar lo que sabemos hasta ahora de la evolución humana.
La datación de los huesos de esta especie conocida como Homo naledi, que incluyen un cráneo adulto casi completo, revela que tienen una antigüedad de entre 335.000 y 236.000 años,
Es decir que, pese a sus rasgos primitivos, el Homo naledi es mucho más joven de lo que se esperaba y, por tanto, habría vivido al mismo tiempo que los individuos más tempranos de nuestra especie, el Homo sapiens.
Por otra parte, el sitio en donde fueron encontrados refuerza la idea de que estos homínidos depositaron deliberadamente sus muertos en la cueva.
Este tipo de comportamiento complejo es muy sorprendente para una especie humana con un cerebro de un tercio del tamaño del nuestro. Esto apuntaría a que tenía una mente inteligente y que estaríamos ante la presencia de indicios de cultura.
Los detalles de la investigación, encabezada por el profesor Lee Berger de la Universidad de Witwatersrand, en Sudáfrica y el profesor John Hawks, de la Universidad de Wisconsin-Madison, en Estados Unidos, fueron publicados en la revista eLife.

Tesoro en las cuevas

La historia de H. naledi comienza en 2013, cuando se descubrieron los restos de cerca de 15 individuos de varias edades dentro de la cámara Dinaledi, que forma parte del sistema de cuevas Rising Start.

Ilustración del sistema de cuevas Rising StarDerechos de autor de la imagenMARINA ELLIOTT/WITS UNIVERSITY
Image captionLa ilustración muestra el sistema de cuevas donde fueron hallados los restos.

En ese mismo momento, los investigadores estaban explorando una segunda cámara, a 100 Km de distancia, llamada Lesedi.
El hallazgo en Dinaledi fue publicado en 2015, pero la investigación sobre los restos de Lesedi no fue presentada sino hasta ahora.
Los especímenes más recientes incluyen los restos de al menos dos adultos y un niño.
El cráneo de uno de estos adultos, al que llamaron "Neo", indica que fue probablemente un hombre.
El análisis de los huesos de sus extremidades muestra que se sentía igualmente cómodo caminando o trepando.
El hecho de que el H. naledi haya vivido al mismo tiempo y en la misma región que el H. sapiens revela la increíble diversidad de formas humanas que existían durante el Pleistoceno tardío (entre las que se incluye el Homo rhodesiensis).

Similitudes

¿Pero cómo mantuvo el H. naledi sus características distintivas viviendo en una proximidad tan cercana con otras especies humanas entre las que se encuentra el H. Sapiens?

H. naledi (derecha) y hombre de Kabwe (izquierda)
Image captionH. naledi (derecha) parece haber compartido el sur de África con distintas especies de humanos, como por ejemplo el hombre de Kabwe (izq.).

"Es difícil de atribuirlo al aislamiento geográfico ya que no hay límites o barreras. Es el mismo paisaje de aquí a Tanzania. Estamos en una sabana continua".
El tamaño de los dientes del H. naledi refleja que habrían tenido una dieta similar a la de los humanos modernos. Las proporciones de sus extremidades hace pensar también que podrían haber utilizado herramientas de piedra.
"No parecen haber estado en diferentes nichos ecológicos. Esto es raro, es un problema. No es una situación en la que podamos decir: 'coexistieron porque usaban los recursos de forma diferente", le dijo Hawks.

Análisis minucioso

Algo clave en la investigación fue la datación de los restos. En un principio, y basándose en sus características primitivas, Berger creyó que podrían tener hasta tres millones de años.

Esqueleto de Neo (derecha) y esqueleto de Lucy de Etiopía (izquierda).
Image captionEl esqueleto de Neo (derecha) está más completo incluso que el del famoso esqueleto de Lucy de Etiopía (izquierda).

Sin embargo, estos huesos estaban solo ligeramente mineralizados, lo cual dio lugar a la posibilidad de que no fueran en realidad tan antiguos.
Para dar con una fecha más precisa, el equipo dató los huesos mismos, los sedimentos del suelo de la cueva y la colada (los minerales carbonatos que se forman cuando el agua corre por las paredes o el suelo de la cueva).
Usando una serie de técnicas, los investigadores lograron reducir el período al que pertenecieron los restos: entre 236.000 y 335.000 años atrás.
El equipo envió las muestras a dos laboratorios diferentes de modo que ninguno supiera qué estaba haciendo el otro o qué métodos analíticos estaba empleando.
Aún así, ambos obtuvieron los mismos resultados.
"Este es ahora el yacimiento mejor datado en el sur de África", aseguró Hawks.

Misterio

Muchos misterios quedan aún por develar sobre este extraño miembro del árbol genealógico de la humanidad, como por ejemplo cuál fue la historia evolutiva del H. naledi hasta el momento en que sus huesos aparecieron en el sistema de cuevas Rising Star.

EquipoDerechos de autor de la imagenMARINA ELLIOTT
Image captionEl equipo de espeleólogos frente a una de las entradas de la cueva.

Por el momento, los investigadores barajan dos teorías.
La primera es que el H. naledi es una de las ramas tempranas del Homo -algo así como el Homo habilis. Retiene una anatomía primitiva mientras que evoluciona en paralelo con la rama de la familia humana que, eventualmente, resultó en los humanos modernos.
Otra posibilidad es que se haya alejado hace más de un millón de años de una forma más avanzada del Homo -quizás del H. erectus- y luego haya regresado a su forma más primitiva en algunos aspectos, como la forma de su cráneo y dientes.

INFORME DIARIO